THE REVENGE IN WHITE AND BLACK… EN NUESTRO POST FAST BREAK DE LA NBA

 spurs

Cuando el año pasado los Heat ganaron el campeonato ante unos Spurs que se les pusieron demasiado complicados, muchos sabíamos que estos panas no se iban a quedar con esa, que ellos iban a hacer todo lo posible para volver y terminar la tarea pendiente, y asì fue 60 ganados en temporada regular, un poco de drama ante los Mavs y de resto fue, ser los Spurs, jugar con todo y creyendo en sus posibilidades, ajustándose a lo que el contrario te planteò, y así llegaron a las finales, contra los favoritos, los Heat de Miami, todo el mundo dio como ganadores a los Heat, pero los que vimos muy de cerca de los Spurs, sabíamos que si había un equipo que podía ganarles al big three de florida, eran los del Alamo.

La pela del primer juego… la victoria de los Heat con un Lebron impagable, el regreso a Miami con los fans creyendo que los Heat habían hecho el trabajo y bueno… la fundición de Miami en una ofensiva Spurs que metía todo lo que lanzaba, para luego en el siguiente juego ganarles con una defensiva que primero anuló a James y cuando James se soltó pues ahogaron al resto de los jugadores y bueno 3 -1 y a San Antonio, la mesa estaba servida.

Con todo y un arranque malo de San Antonio que se vio quince puntos abajo en el primer cuarto, cuando Lebron volvió a ser imparable, pero cuando las bancas tuvieron que salir, bueno San Antonio carburó… metió acelerador, turbo, nitro, se acercó a los Heat, les tiró cambio de luces y cuando Spolestra se dio cuenta iban 10 puntos abajo, de resto no se vieron más nunca. Con decirles que Tony Parker empezó fatal y fue el que en la recta final le puso el último clavo al ataúd del tree peat del Heat, y para los que pensaban que los SPurs, estaban viejos, decadentes, pasados de modas, que no tenían con qué, sencillamente explíquenme que pasó en cuatro juegos ganados todos por encima de 15 puntos, porcentajes pasados de largo del 50 % y pare usted de contar.

Quinto título para San Antonio, los mismos de Tim Duncan, con cuarto para Emanuel Ginobili (con esa tuba de tres puntos que parecía la propia mano de Dios) y Tony Parker (con sus dos velocidades, la rápida y la súper rápida), arropados con un Patty Mills que no era nadie hasta que cayó en las manos de Popovich volviéndolo el mejor base back up en este momento de la Nba, un Boris Diaw que mostró todo el baloncesto por el que apostó la Nba en el Draft, siendo una especie de Rodman, no por los rebotes sino por renunciar a la canasta por el colectivo, porque esa fue la clave de un equipo de los Spurs, que tienen jugadores que no son pletóricos de talento, pero son sacrificados, trabajadores, generosos, humildes, y sobretodo que creen en lo que hacen, a la espalda de Tim Duncan que ha sido el símbolo Spurs de estos años, perfecto legado del señor David Robinson, que obvio que no quiso perderse la cita, y que ahora tiene un perfecto continuador en el alero Kawhi Leonard, tu lo ves, callado concentrado y burda de serio, de pana se me parece a alguien, obvio al Tim Duncan de los primeros años (que seguimos diciendo el mejor legado que pudo haber dejado el almirante David Robinson al retirarse de la Nba, es este muchacho, que debería haber muchos más como él en el baloncesto de allí de aca y de un pelo más allá), y tipo finales del 99 cuando le ganaron a los Knicks en 5 juegos, casi coincidencia pues… y como los Spurs son un equipo, mejor dicho una organización sería, no debemos preocuparnos que el pana se nos eche a perder… y pensar que vino en un cambio con Indiana por George Hill, esa es otra característica de San Antonio armar el equipo de poco a poco con fichajes pequeños pero valederos, que si no son buenos jugadores pueden ser buenos asistentes, sino pregúntenle a Sean Marks e Ime Udoka. O también jugadores que han tenido sus momentos como Tiaggo Splitter, que se quitó el tapón del año pasado dando uno brutal a Dwayne Wade, Marco Bellinelli, que no ha jugado mucho, pero lo ha hecho muy bien, el Red Mamba Matt Bonner e incluso Jeff Ayres, Cory Joseph y Aaron Baynes, todos pusieron su granito de arena, listos para que el Popovich dispusiera de ellos, con relación al mister Gregg, son 18 años en el staff de los Spurs, arranó feo, pero ahora es un coach de elite, con todo y su eterna cara de 38.

Sencillamente una temporada épica, casi perfecta para los de blanco con negro, que empezó en esa derrota dolorosa del año pasado y termina con la redención, una de las historias más apasionantes del baloncesto nos las dieron estos panas, que no son los más talentosos, pero que jugaron al 125 % todo el año, se portaron màs que como un equipo, como EL EQUIPO, y demostraron que el colectivo siempre estará por encima de las individualidades, por eso son los campeones y por eso los cultores del baloncestos y los amantes de la belleza de este deporte nos quitamos el sombrero ante ellos, all hail the Spurs campeones de la Nba del 2014… Hail!

Llévatelo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: