EN NUESTRO POST FAST BREAK CONMEMORATIVO… ENTRE THE BIG FUNDAMENTAL Y THE BLACK MAMBA

kobe y tim

Ok bueno…

Si, lo sabemos, los deportistas no duran para siempre, aunque uno lo desee, las facultades menguan, el físico se deteriora, los años no pasan en vano y eso pues, jugadores que tu has seguido, apoyado, confrontado y respetado, pues llegan a la cima de su rendimiento, donde se quedan varios años y luego van en declive poco a poco, hasta que llega el punto de que deciden pararlo, que ya es suficiente y deciden la retirada, colgar los tenis como dicen por ahí, y cuando hacen eso, es momento de echar un ojo al pasado y recordar.

Y en esta ocasión pues tenemos dos clásicos, los que tuvieron la papeleta bien complicada de mantener la liga arriba cuando Jordan decidió dejarlo todo y retirarse, fue como una especie de transición, mientras la gente se buscaba infructuosamente the Next MJ, uno intentó ponerse esos shoes y menos mal que decidió dejarle así, y el otro sencillamente hizo su propio camino, dos jugadores que en 5 años los veremos en el Hall of Fame y que tendrán su franela retirada en cuestión de tiempo, hablamos de Kobe “The Black Mamba” Bryant y Tim “the Big Fundamental” Duncan.

Y es que estos dos podemos llevarlos en paralelo, porque sus carreras iniciaron con un año de diferencia, Kobe llegó a los Lakers directamente desde Charlotte como 13° pick que fue cambiado por el centro Vlade Divac (que luego volvería para jugar sus últimos partidos con Kobe luego de una buena carrera) a unos Lakers que tenían potencial brutal, SAC, Eddie Jones, Nick Van Excel, Cedric Cevallos, Robert Horry… un Kobe que podía sentarse y aprender, pero decidió echarle bolas y hacerse poco a poco más indispensable en los esquemas de Del Harris y Co. Mientras tanto Tim Duncan llegó como por la providencia a unos Spurs que se la pasaba estrellándose en playoffs y una temporada en que fueron arrasados por las lesiones, sobretodo de David Robinson, pues les dieron ese regalo, ha sido la única temporada de saldo negativo desde que el pana llegó hasta hoy.

Mientras a Kobe le costó un poco tomar su sitio, primero por los líos con Shaquille y luego por los estrellones en playoffs, Tim Duncan tuvo en Robinson un guía y un aliado, que además le dio el puesto principal en el equipo y se hizo un secundario de lujo, fue la clave para que Duncan obtuviera su primer título en su segunda temporada, la de los 50 partidos, pero título es título.

Ya luego Kobe sonreiría y tres veces, pero no fue fácil, cambios de entrenador, salida de jugadores que se decía que eran imprescindibles, roces con Shaq, la prensa metida donde no le importa, pero vinieron tres titulo, donde el muchacho fue ganando importancia y se hacía un hueco en la historia de LA.

Y vuelven los Spurs, ahora con Tony Parker y Manu Ginobilli ayudando a Duncan mientras Robinson ya estaba en las últimas de su carrera, le pasaron por encima a los Lakers que eran Shaquille con Kobe y poco más y se fueron en camino a su segundo título, para que el Admirante cerrara su carrera con broche de oro.

Kobe-Duncan

De allí vinieron los primeros Big Four de los Lakers, que se llevaron por el medio a los Spurs con Duncan y ya sin David en el centro, sino un Rasho Nesterovic que estuvo ahí ahí, aunque mucho mejor que ese fiasco llamado Michael Olowakandi, pero se estrellaron con unos Pistons que en 5 juegos hicieron añicos el equipo de forma inmisericorde, ya al año siguiente llegarían los Spurs y si lograrían el título, mientras Kobe las pasaba moradas en unos Lakers sin Shaq en plena reconstrucción, igual ambos tuvieron sus peleas en playoffs mientras Mavs y Heat se hacían los amos y señores de la liga,

Pero igual ambos sonreirían otra vez con anillo, Kobe tendría la ayuda inestimable de un Pau Gasol que corría el riesgo de quemarse en Memphis (y cambiado de forma un poco irónica por los derechos de su hermano menor Marc, que también se hizo un tremendo jugador en la Nba) se hizo amo y señor de la zona contra Dwight Howard en Orlando. Mientras Tim se la pasaba peleando en playoffs, tuvieron ese triple doloroso de Ray Allen en las finales ante Miami de Lebron James, otro que también le pusieron el sambenito de el Nuevo Jordan, pero luego tomarían revancha el año que sigue, el quinto título para Duncan por cuatro de Kobe, nada mal no?

De allí no vendrían más títulos, primero los Clipps y luego los Thunder acabaron con las ganas de Tim de un sexto título, mientras Kobe se estrelló luego con otro Big Four, acompañado de Gasol, Howard y Steve Nash, y de allí llegó el hundimiento del equipo, la reconstrucción inevitable, a Kobe se le ensañaron con las lesiones y su tiro se volvió un calvario, pero siguió dando la cara, así como Tim. Dos muchachos que fueron fieles a una camiseta, en un tiempo donde se cambia por el olor del billete verde entre otras cosas, verdad Wade.

Y por eso los extrañaremos, rivales, estrellas y sobretodo leyendas, pero por encima de todo esto, Ganadores. De los que se sudaron cada victoria como los buenos y nunca bajaron los brazos… oh si!

Llévatelo.

Tim Duncan, Kobe Bryant

San Antonio Spurs center Tim Duncan (21) hugs Los Angeles Lakers forward Kobe Bryant (24) prior to an NBA basketball game, Friday, Dec. 11, 2015, in San Antonio. (AP Photo/Eric Gay)

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: